Translate

Camboya

Camboya

China

China

Filipinas

Filipinas

Indonesia

Indonesia

Laos

Laos

Malasia

Malasia

Singapore

Singapore

Tailandia

Tailandia

Vietnam

Vietnam
Se ha producido un error en este gadget.

2. Singapore: Un día express en la ciudad


Singapore está situada al sur de la Peninsula de Malaca, separada por el Estrecho de Johor. Está formada por cuatro islotes que constituyen el territorio de la República, de 622Km2 y cuyo punto más alto es la colina de Bukit Timah, con tan solo 177m. Debido a su situación geográfica, Singapore es un punto estratégico entre el este y el oeste.






País densamente poblado, con casi 4.300 personas por Km2, Singapore es uno de los pequeños estados más prósperos del mundo. Además es un contraste de razas y raíces culturales, con inmigrantes procedentes de China (la raza más predominante con un 76% de la población), Indonesia, India y Oriente Medio, que conviven juntos en paz y harmonia, con sus propias costumbres y tradiciones. No existe una Religión oficial, debido quizás a su gran diversidad de razas. En Singapore  hay varios idiomas oficiales, tales como el Inglés, el Chino Mandarin, el Tamil, o el Malayo.










Singapore, que proviene de la palabra Hindí Singapura, significa ciudad del León. El origen de está palabra viene de un Principe Indio que al desembarcar en sus costas vio un animal muy veloz y hermoso, de cabeza negra y pecho blanco, que realmente se trataba de un Tigre, y que el Príncipe y su séquito confundieron con un León. De allí que el León sea el símbolo de Singapore.






Paraíso de compras, ha sabido conservar su encanto colonial mezclado con los modernos y altos rascacielos. 







Singapore es la ciudad de las prohibiciones. Fumar esta practicamente prohibido en cualquier lugar y no se puede tirar absolutamente nada al suelo, lo que hace que Singapur sea una de las ciudades más limpias del mundo. El tema de las drogas esta penado hasta con la muerte, y robar hasta una barra de pan te puede costar muy muy caro.

En Singapore las posibilidades de degustar una gran diversidad de cocinas son infinitas, con platos procedentes de casi todas partes del mundo, tales como chinos, malayos, indonesios, coreanos, japoneses o tailandeses, sin olvidar otras internacionales como la francesa, italiana o la mismisima cocina mexicana. Aquí comer es un placer y además resulta muy barato, en especial en los restaurantes al aire libre o en centros Comerciales, donde cientos de cocinas se fusionan en un mismo lugar. También como no, Chinatown, es un buen lugar donde degustar excelentes platos típicos de China.






Llegué al aeropuerto internacional de Changi en Singapore bastante temprano, ya que realmente solo venía por día, como escala a Bangko, Tailandia, en donde tendría lugar la despedida de soltero de mi amigo Borja. Mi vuelta a este país era principalmente con el objetivo de recuperar aquellas fotos que en su día perdí en mi visita a Singapore de 2005, y profundizar algo más en la ciudad. 
Esta visita relámpago de la ciudad la haría en compañía de  Borja y Hugo, dos catalanes con los que coincidí en el vuelo y los cuales residen también en Bali. La verdad que fue una suerte cruzarmelos en el camino, ya que con su compañía disfrute mucho mas de esta breve visita.







El aeropuerto de Singapore es impecable y bastante moderno. El Skytrain que te lleva de una terminal a otra puede resultar un poco lioso, como nos paso a nosotros, que durante un buen rato estuvimos dando vueltas sin adivinar la dirección correcta que tomar. Pero con paciencia uno consigue hacerse con el dichoso trenecito. 







Desde el aeropuerto es posible llegar a casi cualquier parte de la ciudad en su moderno y limpio Metro. No es difícil moverse por el, aunque se debe prestar atención sobre todo en los cambios de tren y la dirección que se toma. En el Metro se dispone de cobertura para el móvil además d e haber wifi y 3g. Singapore es uno de los lugares mas desarrollados tecnologicamente y eso puede notarse en sus mismos ciudadanos, que como se puede apreciar en la foto, están enganchadisimos a móviles y diversos aparatos electrónicos inteligentes. 



Nos dirigimos al centro, a la estación de Metro de Dhoby Ghaut, a medio camino entre los barrios Chinatown y Little India, muy próximos. Desde aquí es un buen punto de partida para explorar la ciudad. Repusimos fuerzas tomándonos un buen plato de carne de pato, para luego empezar un amplio recorrido a pie por la ciudad de Singapur.
Mientras andábamos por las calles de la ciudad pude comprobar como se las gastan aquí en cuanto al tráfico se refiere. La ciudad esta casi totalmente controlada por un montón de cámaras que controlan las infracciones de los conductores. 


Visitamos la zona de Chinatown, con sus angostas callejuelas de casas tradicionales y templos. Un lugar que cambia de día y de noche, dándose allí el único mercado nocturno (Pasar Malam) de la ciudad. Durante el día hay un interesante mercado de frutas y verduras además  otros cientos de sitios en donde comprar de todo.  Hay un montón de lugares de interés en este barrio, tales como los Templos de Thin Hock Keng o el de Sri Mariamman. También el South Bridge Road, el verdadero corazón del barrio Chino y conocido fundamentalmente por sus orfebrerías.  Otras zonas como la Mezquita de Al-Abrar o la zona de Tanjong Pagar, merecen la pena echarlas un vistazo. Para las compras más sotisficadas, uno puede dirigirse al Chinatown Point.





El Templo Buddha Tooth Relic Temple and Museum, es un espectacular templo en el que uno puede acceder gratuitamente. Por dentro sus imágenes de Buddha son espectaculares.







 Tras Chinatown, visitamos el distrito  financiero de la ciudad, el barrio colonial, todavía visible en los edificios de alrededor, y el área comercial de Orchard Road, la zona de compras más importante de todo Singapore.






Nos dirgimos al área de Marina Bay, quizás el lugar más espectacular de Singapore, una zona totalmente reformada, nueva y moderna, por el que uno debe pasarse en una visita a esta ciudad. 


El arte moderno se mezcla con sus altos y también modernos edificios, como esta exposición de bancos, que sirven de todo excepto para cumplir su función.



Una figura de un Toro, muy Spanish, también se puede ver recorriendo las calles cercanas a Marina Bay. Aquí se puede uno dar cuenta del nivel económico de algunos de sus ciudadanos, con Ferraris y Lamborghinis aparcados a las puertas de los Hoteles.




 Fuimos a el  Merlion Park, uno de los lugares más populares de la ciudad, donde miles de turista se fotografían con está cabeza de León que echa agua por la boca.  En Sentosa, hay una mucho más grande.





Continuamos nuestro paseo por Marina Bay, mientras nos dirigíamos al Skypark, en donde está el famoso edificio que se asemeja a un trasatlántico. Se accede a el a través de un moderno y sotisficado puente.




Llegamos entonces al famoso SkyPark de Marina Bay Sands, donde además de un impresionante mirador, también se encuentra una famosa cadena de garitos llamada Kú dé Ta en  su azotea.

La entrada al mirador es de 20  $ de Singapore, pero si uno dice que va al Kú dë Ta, no paga nada. El mirador esta en un piso 57, teniendo unas vistas panorámicas espectaculares




 El mirador está en la edificación que replica al trasatlántico, aunque no puede visitarse todo el área ya que una buena parte es privado, teniendo una apetitosa piscina en todo el medio.




Desde el mirador las vistas de Singapore son espectaculares, con una impresionante vista panorámica por todos lados. Se divisan desde allí perfectamente la mayoría de barrios y distritos de la Ciudad, además de unas espectaculares vista de Marina Bay.









 Desde aquí es facilmente visible parte del trazado urbano que usan para el campeonato de Formula 1, con la famosa noria presidiendo una de sus curvas.

 También se divisa bien Merlion Park y su cabeza de León.


Fuimos a tomarnos algo en el Kú dé Ta, el cual es extremadamente caro, aunque al menos tiene wifi gratis.
Aquí pasaría practicamente mis últimos momentos en Singapore, ya que se me había echado el tiempo encima y debía regresar al aeropuerto para tomar mi vuelo a Bangkok. 



 Por la noche uno no debe perderse el área de Clarke Quay, con un montón de bares, clubs y restaurantes en frente del río.
Tenía pensado la visita de Little India , Sentosa Beach , el área de Kampong Glam y la Arab Street o los Pernakans, resultado de la fusión entre los primeros colonos chinos y la población indígena malaya; pero quizás hacerlo todo en un día es imposible. A pesar de ello, al menos en 2005 ya tuve la posibilidad de conocer la mayoría de estos lugares, y en una próxima visita a la ciudad, serán los destinos a los que les dedique más tiempo.
Así que sin más dilación regrese al aeropuerto Internacional de Changi, y tome mi vuelo hacia Bangkok...


Ver todas las fotos